PORTADA >> Análisis PP

Partido Popular
España va mal: análisis del programa electoral del PP  

Por Begoña M. Goitia

El partido liderado por Mariano Rajoy concurre a las elecciones del próximo 9 de marzo con el claro objetivo de derrotar al actual gobierno y situarse a la cabeza del Ejecutivo. A estos propósitos (concebidos en ese orden) responde la estructuración de su programa político, que tras un breve listado de los principios que rigen la actuación de la coalición, dedica 70 de sus puntos programáticos a criticar la labor del PSOE en esta legislatura, y a trazar un panorama bastante pesimista de la situación actual.

El PP hace una enumeración de los principales errores del Partido Socialista: la negociación con ETA, la ruptura de la unidad de los españoles, (de la que pone como ejemplo la reformas estatutarias llevadas a cabo sin el beneplácito del PP), el incremento de la inseguridad ciudadana, la pérdida de prestigio internacional, el deficiente sistema educativo y la pérdida de poder adquisitivo de los españoles, entre otros.

Para solucionar la situación actual el PP se plantea siete objetivos: derrotar al terrorismo, recuperar el consenso y la unidad perdidas, reforzar la seguridad y la influencia internacional, hacer de España una de las cinco economías más avanzadas del mundo, mejorar la educación, proteger el medio ambiente y lograr la integración de los inmigrantes.
El Partido Popular asigna una serie de propuestas con el fin de lograr estos objetivos. Se trata de medidas más concretas que promete poner en marcha si su candidato sale elegido el 9 de marzo. Destacan las siguientes:

  • Terrorismo: se considera inaceptable la negociación con la banda terrorista, y para asegurar este extremo, propone que el Parlamento apruebe una declaración institucional por la que se comprometa a no negociar con ETA. El PP modificará además el Código Penal para que los delitos de terrorismo no prescriban.
  • Reforma constitucional: los populares proponen blindar el sistema autonómico recogido en la Constitución, modificándola para crear un núcleo de competencias del Estado que sean indelegables e intransferibles a las Comunidades Autónomas.
  • Inmigración: este ha sido uno de los puntos más polémicos de la campaña de los populares, debido a la propuesta de su líder, Mariano Rajoy, de imponer a los inmigrantes la firma de un contrato a su llegada a España. De esta forma, los recién llegados se comprometerían a cumplir las leyes, a aprender la lengua, a respetar las costumbres de los españoles, a pagar sus impuestos y a trabajar activamente para integrarse. A cambio, la sociedad española otorgaría al extranjero "los mismos derechos y prestaciones que a un español", según palabras del líder popular. La
crítica más recurrente a este punto ha sido la de la dificultad de definir cuáles son las "costumbres españolas". El PSOE tachó esta medida de innecesaria, ya que opina que el ordenamiento jurídico actual ya es eficaz contra las infracciones, sea cual sea la nacionalidad del que las comete.
  • Educación: el partido quiere centrar sus esfuerzos en sacar a España de los últimos puestos de la lista de calidad en la educación y en garantizar la educación bilingüe en las CC.AA. con lengua cooficial.
  • Seguridad: otro de los puntos candentes de los populares durante la campaña electoral ha sido la propuesta de reducir la edad penal a 12 años en casos de delitos de especial gravedad. Esta es una de las medidas impulsadas con el fin de acabar con el aumento de la actividad delictiva que, según el PP, padece España.
  • Reforma fiscal: la economía ha sido el principal caballo de batalla del PP en lo que llevamos de campaña, acusando una y otra vez al PSOE de haber dilapidado la herencia económica dejada por el gobierno de Aznar. La rebaja de los impuestos se centra en 3 ejes: eliminar el IRPF para las rentas inferiores a 16.000 euros, reducir el Impuesto de Sociedades y suprimir el Impuesto sobre el Patrimonio.
  • Protección del medio ambiente: el tema causó un gran revuelo cuando Mariano Rajoy puso en duda la importancia del cambio climático citando como fuente a un familiar suyo. Hoy, sin embargo, su programa político considera este asunto "el mayor problema medioambiental al que se enfrenta la humanidad" y aboga por "hacer de la lucha contra el cambio climático un compromiso ineludible de todos".
El acento catalán

El Partido Popular catalán, liderado por Dolors Nadal, no ha presentado un programa político propio diferente del expuesto por el partido a nivel general. Lo que sí existe es una serie de reivindicaciones específicas para Cataluña que podrían resumirse en las siguientes:

  • Estatut: el PP ha presentado un recurso de inconstitucionalidad contra el Estatuto de Autonomía catalán ante el Tribunal Constitucional por considerar el texto una Constitución paralela que crea asimetrías entre las comunidades autónomas a favor de Cataluña. El partido también considera inconstitucionales, entre otros extremos, el empleo del término nación en el texto aprobado por el Parlament de Catalunya, y la inclusión de una carta de derechos y deberes para los ciudadanos de Cataluña.
  • AVE: el partido de Nadal ha criticado duramente la labor del presidente del Gobierno y de la ministra de Fomento, Magdalena Álvarez en esta materia, a los que acusó de desatender a los ciudadanos catalanes. Además, el PPC, junto a otros partidos, ha propuesto ante el Parlament una enmienda rechazando el trazado actual del AVE por el centro de la ciudad.
  • Educación en castellano: este derecho, según ha reiterado Mariano Rajoy en diferentes mitines, hoy en día no está garantizado en Catalunya. Por ello, el PP ha exigido al Gobierno autónomo que garantice la libre elección lingüística en la enseñanza.
  • Trasvas del Ebroe: el Parlament catalán rechazó la propuesta del PP de llevar agua del Ebro a Barcelona para acabar con la situación de grave desabastecimiento hídrico que padece la comunidad autónoma.
arriba
PARTIDOS POLÍTICOS
FOTOGALERÍA
DATOS ELECTORALES
FOTOMATÓN
>> PP
>> ICV
>> CIU